Messi y Cristiano, los reyes de nuevo afuera en Champions: ¿por qué?

Opinión 15 de marzo de 2022 Por Franco Centurión
De no creer, los máximos goleadores de la Champions no estarán en los cuartos de final.
XBEoB2kWX_1256x620__1

Parece increíble. Decía Messi, al llegar al PSG, que no es fácil ganar la Champions, que tuvo la chance de levantar con el Barcelona en cuatro oportunidades. Pero ahora para él y otro peso pesado del fútbol mundial, ya se hace complejo hasta jugar los cuartos de final. Una vez más, por segundo año consecutivo, Leo y Cristiano Ronaldo no serán animadores de la siguiente fase, ya que quedaron afuera en octavos de final.

Cristiano, quien levantó cinco veces la Orejona, es el goleador top de la historia de la Champions, con 141 tantos, y Messi, el segundo, con 125. Son dos grosos, que vienen reinando en el fútbol mundial desde hace años y que aún no fueron destronados por Mbappé ni Haaland ni Salah, nombres importantes. Sin embargo, otra vez se quedan out. Afuera las grandes estrellas históricas, las leyendas, más Mbappé y Neymar.

La cara de resignación de Cristiano Ronaldo (con 37 años cumplidos hace un mes) al final del partido en el Teatro de los Sueños, en el Old Trafford, donde perdió 0-1 con el Atlético de Madrid de Simeone, luego del empate en la ida en Madrid, lo decía todo. CR7 afuera en su propia casa, sin reacción.

La semana anterior, en un miércoles histórico, Messi, rumbo a cumplir 35 años en junio, vivió una de las mayores decepciones: su PSG ganaba 2-0 la serie, pero en 17 minutos el Real Madrid se lo dio vuelta y se pegó un palo increíble, que aun hoy lo tiene bajoneado porque era su gran objetivo levantar la Champions.

El año pasado, Messi jugaba en el Barcelona de Ronald Koeman, que venía de capa caída. Y justamente en octavos de final quedó eliminado contra el PSG, cuando formaba parte de un equipo que se derrumbaba. En cambio, Cristiano, quien estaba en la Juventus, se había frustrado sorpresivamente contra el Porto de Portugal, en lo que había sido uno de los grandes golpes.

Ahora, ¿por qué pasa pasa esto con estos cracks acostumbrados a Champions, ligas locales, Balones de Oro? Principalmente porque hoy les cuesta más que antes ganar solos los partidos, como hacían en tiempos mejores. En Barcelona, Leo supo hacerlo, bien rodeado. Y Cristiano lo mismo en el Real y en el United, donde levantó la Orejona en 2008 junto a Carlitos Tevez.

Pero más allá de niveles individuales y del paso del tiempo, la otra realidad es que juegan en equipos sin el peso específico del Barcelona en su momento y del Real Madrid. Leo no pudo levantar solo al Barcelona de Koeman y, ya en el PSG, pese a estar con Neymar y Mbappé, nunca consiguió formar un equipo firme de la mano de Pochettino. De hecho, fue segundo en su grupo, nunca dio sensación de verdadero conjunto y se terminó quedando afuera con una decepción histórica.

Messi ensayó una explicación en la previa a la revancha ante el Madrid, explicando lo complejo que es ganar una Champions. “Repito, es difícil ganar la Champions. No siempre gana el mejor equipo. Tienes que concentrarte realmente en todos los detalles. “Digamos que los equipos grandes tienen que hacerlo bien en todo el campo, en defensa y en ataque. Creo que depende de la capacidad que tenga un colectivo para jugar en equipo. Los atacantes no pueden solo atacar ni los defensores solo defender. Debemos formar un equipo fuerte y unido tanto en la fase defensiva como en la ofensiva”, explicó Leo, en una entrevista con la revista oficial del PSG, el 17 de febrero.

Por el lado de Cristiano. después del Real Madrid no pudo levantar la Orejona: en la Juventus no se pudo dar el gusto, pese a golazos y a lujos. Y ahora, ya en el Manchester United, le pasó algo similar a lo de Messi: el United no es un equipazo, es un gigante inglés pero que no tiene el peso específico futbolístico de un Manchester City, un Liverpool, un Chelsea. Tanto que ahora cayó de local con el Atlético de Simeone.

Cristiano supo amargar a Simeone en dos finales de Champions, le marcó 25 goles en 36 partidos al Aleti. Pero esta vez el Cholo se vengó. Messi hizo de todo, desde pibe, en el Barcelona. Curiosamente, se fueron del fútbol español (uno por elección, otro forzosamente) y no repitieron en Champions ni estuvieron cerca de hacerlo.

Como en 2021, otra vez Messi y Cristiano ven los cuartos de final de la Champions por TV. Y a eso hay que sumarles a Mbappé y Neymar, tampoco está Haaland con el Dortmund. Sin equipos se les hace mucho más complicado.

Fuente: Diario Olé

Te puede interesar