Se desprendió de la Antártida el iceberg más grande del mundo

Medio Ambiente 21 de mayo de 2021 Por Identidad Noticias
La enorme masa de hielo, denominada A-76, mide 170 kilómetros de largo y 25 de ancho, con una superficie total de 4320 kilómetros cuadrados.
1621538150_archive_66_north_NaQMJ_xNDWI_unsplash_rz1250

Un bloque de hielo se ha desprendido del continente antártico, en el mar de Weddell, generando el mayor iceberg del mundo, según ha informado la Agencia Espacial Europea (ESA).


El gigantesco iceberg, que ha recibido el nombre de A-76, ha sido identificado gracias a las imágenes que envían los dos satélites Copérnico dentro de la misión Sentinel 1, que consta de dos satélites de órbita polar que se basan en imágenes de radar de apertura sintética de banda C y permite ver regiones remotas como la Antártida durante todo el año.

La placa de hielo mide 170 kilómetros de longitud y 25 kilómetros de anchura, por lo que la superficie total se eleva a 4.320 kilómetros cuadrados. Haciendo una comparación, es tres veces más grande que la Ciudad de México (1.485 km²).

El A-76 se ha separado de la plataforma helada Ronne y supera en extensión a todos los que en la actualidad flotan por las aguas oceánicas. Antes de la formación de este gigantesco bloque de hielo, el de mayor tamaño era el A-23A, que se encuentra también en el mar de Weddell y ocupa 3.380 kilómetros cuadrados.


Ha sido la British Antarctic Survey la primer institución que ha detectado en las imágenes enviadas por el Copérnico la enorme masa de hielo, una información que ha sido también confirmada por el National Ice Center de Maryland.

El surgimiento de icebergs a partir de la plataforma antártica Ronne y de otras es un fenómeno natural, pero la dimensión de la misma y la frecuencia de la formación de estas placas lleva a pensar a los científicos del National Ice Center que se trata de un efecto del calentamiento global.

Ted Scambos, glaciólogo de la Universidad de Colorado, considera prematura esta vinculación entre el cambio climático y la formación del iceberg. La plataforma de hielo Ronne, al igual que la Ross, son enormes capas de hielo flotantes que se conectan al continente antártico.

“Se han comportado de una manera estable, casi periódica, en el pasado. El hielo ya estaba flotando en el mar, por lo que no va a alterar el nivel del océano”, ha afirmado a Reuters.

Te puede interesar