Punto por punto: cuáles son los incentivos para la construcción que propone el Gobierno

Política 21 de octubre de 2020 Por Identidad Noticias
El ministro de Economía, Martín Guzmán, presentó dos proyectos que buscan favorecer el crédito hipotecario y generar puestos de trabajo en el rubro.
0038171116

El Gobierno envió al Congreso dos proyectos de ley para impulsar la construcción y para lo cual se proponen diferentes mecanismos para generar puestos de trabajo y facilitar el acceso a los créditos hipotecarios.

La iniciativa, que fue descripta por su presentador, el ministro de Economía Martín Guzmán como "fruto del diálogo entre el Gobierno Nacional, el sector privado, los sindicatos, legisladoras y legisladores", tiene su basamento en cuatro objetivos que giran en torno a la reactivación del sector.

El primero tiene como objetivo "incentivar la reactivación económica enfocada en la actividad de la construcción", mientras que el segundo apunta a "movilizar ahorros" hacia este rubro "generador de empleos", se precisó desde el Gobierno.

A su vez, el tercero promueve "el rol del mercado de capitales para aplicar ahorro privado al financiamiento de la construcción" y el último focaliza en "canalizar financiamiento para inversiones que movilicen la actividad económica".

Una de las iniciativas llevadas al parlamento se centraliza en beneficios en el impuesto sobre Bienes Personales y para lo que ofrece la "exención del Impuesto sobre los Bienes Personales de las inversiones destinadas a la construcción de inmuebles nuevos durante dos años".

También un "crédito fiscal para computar contra el Impuesto sobre los Bienes Personales igual al 1% de las inversiones realizadas en construcción".

Para este punto, según precisó el ministro desde su cuenta oficial de Twitter, se propone adecuar "el monto imponible a su evolución en términos reales y alineando el momento del pago al momento de percibir los ingresos por la inversión".

Esta moción incluye, además, beneficios para aquellos que declaren la tenencia de moneda nacional o extranjera y destinen esos activos a la construcción.

A éstos "se le cobrará un único impuesto (con alícuota creciente en el tiempo) y se les otorga un “bloqueo fiscal” respecto a lo que pudiera corresponder por esos fondos" y obtendrá "beneficios en acciones judiciales y administrativas".

En el segundo proyecto se centraliza en "atender el déficit habitacional, facilitando el acceso al crédito hipotecario y protegiendo a los propietarios e inversores ante descalces entre salarios e inflación", indicó Guzmán.

Para eso, "se propone adecuar el momento del pago de los tributos sobre las transacciones inmobiliarias (Impuesto a las Ganancias e Impuesto a la Transferencia de Inmuebles, según corresponda), al momento de percibir los ingresos por la inversión" y, a la vez, "adecuar el monto imponible a su evolución en términos reales".

Fuente: Ámbito

Te puede interesar